OBRA ANTERIOR | volver al ÍNDICE | SIGUIENTE OBRA


Monet - Catedral de Rouen - Nueva York

"Catedral de Rouen: El Portal (Mediodía)". 1894. Metropolitan Museum


Monet - Catedral de Rouen - París  Monet - Catedral de Rouen - Washington


Izquierda: "El Portal de la Catedral de Rouen por la mañana, armonía en azul". 1894. París, Musée d'Orsay.
Derecha: "El Portal de la Catedral de Rouen y la Torre d'Albane (mediodía), armonía en azul y oro". 1894. Washington, National Gallery

OBRA ANTERIOR | volver al ÍNDICE | SIGUIENTE OBRA


La Catedral de Rouen (serie de pinturas)

CLAUDE MONET (Francia, 1840-1926)

1892-94
Óleo sobre lienzo
Varios museos (incluyendo Metropolitan Museum, Nueva York; Musée d'Orsay, París; Musée Marmottan, París; National Gallery of Art, Washington...)



"Frente a las veinte vistas del edificio por Monet, uno se percata de que el Arte, en su empeño de expresar la naturaleza con exactitud creciente, nos enseña a mirar, a percibir, a sentir..."
Georges Clemenceau

"El clímax del impresionismo". Así se ha descrito la serie de vistas de la Catedral de Rouen que Claude Monet pintó entre 1892 y 1894. Los 31 lienzos que muestran la fachada de la catedral gótica bajo distintas condiciones de luz y clima provocaron admiración entre la crítica de su tiempo, y fueron alabados por muchos artistas posteriores, como Wassily Kandinsky o Roy Lichtenstein.

La representación de un mismo motivo pictórico en distintos momentos para observar los cambios causados por la luz natural no era nueva para Claude Monet. Entre 1890 y 1891, el artista ya había llevado a cabo una serie de 15 lienzos representando unos almiares en las afueras de Giverny. Pero con las Catedrales Monet va más allá: no se trata, como ocurría en la serie de los "Almiares", de representar un modelo físico bajo distintas condiciones lumínicas y climáticas. En esta serie, la verdadera protagonista es la cualidad dinámica de la luz y el ambiente, y la Catedral de Rouen parece un simple fondo, una "excusa" para mostrar a la auténtica protagonista de la obra de arte.

Como explicó Clemenceau, en las Catedrales de Monet "el gran templo es en sí mismo un testamento de la unificadora luz del sol, y lanza su masa contra el brillo del cielo".

Texto: G. Fernández, www.theartwolf.com

OBRA ANTERIOR | volver al ÍNDICE | SIGUIENTE OBRA




Derechos Reservados

Canal RSS | Site Map | Quienes Somos | Manifesto | Contactar | Terminos de Uso | Links (enlaces) | © theartwolf.com